Make your own free website on Tripod.com

2.2 Clasificación del transporte de sedimentos
Hidráulica fluvial. Conceptos generales sobre morfología, dinámica y el transporte de sedimentos en ríos aluviales. Ecuaciones y métodos de uso más extendido para su evaluación y cálculo.


[ir a Índice General]

[ir a Contenido General]

[go to General Index]

[go to General Content]

                                    

 

Atrás ] Siguiente ]

2.2    Clasificación del transporte de sedimentos.

 

El transporte de sedimentos por un río puede clasificarse atendiendo a dos criterios:

 

·         Según el origen del material.

·         Según el modo de transporte.

 

Según el modo, el sedimento puede transportarse en suspensión, sostenido por la turbulencia del flujo, o bien por el fondo, rodando, deslizando o saltando.

Una partícula inicialmente en reposo puede transportarse a saltos por el fondo cuando se supera el umbral del movimiento, pero si el río sigue creciendo, puede transportarse luego en suspensión.  Cuanto más intensa es la acción de la corriente, mayor es el material de fondo puesto en suspensión y transportado de este modo.  Esta noción nos lleva a observar que el transporte de sedimento cuyo origen es el cauce, se reparte entre los dos modos de transporte: en suspensión y de fondo.

 

El otro origen posible del material transportado es la cuenca hidrográfica del río.  Se entiende que se refiere al origen durante un episodio de lluvias y de crecida fluvial.  Evidentemente a largo plazo, todo el material del cauce tiene también su origen en la cuenca.  El origen en la cuenca significa que simultáneamente al transporte de fondo y suspensión con origen en el cauce, la corriente transporta material con origen en la cuenca, material muy fino llamado material de lavado de la cuenca.  Este material se transporta siempre en suspensión, por lo que el modo de transporte en suspensión es la suma material de los dos orígenes distintos. 

 

Un criterio práctico para separar un origen del otro, es el tamaño de las partículas D =0.0625 mm.  El material inferior a éste procede mayoritariamente del lavado de la cuenca, mientras que el superior procede del lecho.  La clasificación del transporte se resume en la siguiente figura: (Figura No.35)

 

 

 

 

 

 

Figura No.35  Clasificación del transporte de sedimentos según el origen del material y el modo de transporte.  O

 

El transporte en suspensión puede representar el 90% o más de todo el transporte sólido de un río y dentro de él el material de lavado puede ser una parte grande.

 

Este material de lavado, así como su magnitud, está directamente relacionado con la zona por donde fluye el río, además de las características hidrológicas de la cuenca: la litología, los suelos, las pendientes, la vegetación, la precipitación, la escorrentía, etc.  De hecho la pérdida de suelo de una cuenca podría cuantificarse mediante el material de lavado transportado por el río.  El río tan sólo sirve de “corredor” de este transporte. El material transportado en suspensión tiene gran repercusión en la salida o desembocadura de un sistema fluvial: en la formación de los deltas o la colmatación de los embalses.  El transporte de fondo (el 10% restante quizás) tiene, sin embargo, la mayor repercusión morfológica sobre el río mismo, ya que causa sus modificaciones, y por ello es de interés en ingeniería fluvial.  El transporte de fondo (y más exactamente el transporte de material del material del cauce) está ligado a las características hidráulicas del cauce: anchura, pendiente, granulometría, caudal, etcétera.

 

 


Escuela Colombiana de Ingeniería. Centro de Estudios Hidráulicos y Ambientales.
Si tiene comentarios o inquietudes acerca de este Sitio-Web, por favor enviar un e-mail a:
gregoriomarin@engineer.com